Principios de la sostenibilidad
6/7: Un futuro para Galápagos

Las islas Galápagos están cambiando muy rápidamente y es cada vez más importante que se encuentren soluciones sostenibles a los problemas que plantean estos cambios.

¿Por qué las islas pequeñas se enfrentan a retos únicos?

Las islas Galápagos comparten problemas comunes con otras islas del globo, uno de estos problemas para el futuro es el cambio climático. Algunos lugares, como sucede con Galápagos, son más vulnerables al cambio climático por su aislamiento, por la dependencia en el mar para sus ingresos y por la forma del terreno, que puede ser de poca altitud y susceptible al ascenso del nivel del mar. Existen numerosas formas mediante las que zonas como Galápagos pueden intentar protegerse de estos problemas:

  • Se denomina mitigación a aquella acción que se realiza para suavizar una o unas determinadas consecuencias. Por ejemplo, en una zona residencial que pudiese verse afectada por la subida del nivel del mar, podría construirse un rompeolas o algo fijo para proteger a las casas de las inundaciones.
  • La adaptación tiene lugar cuando al no poder detener una acción se realiza otra para intentar sobrevivir a las transformaciones que cree a su paso. Por ejemplo, en el caso de la zona residencial afectada por la subida del nivel del mar, se podrían elevar las casas con pilares para que el agua de las inundaciones no destruyese las casas de la gente.
Nueva Venecia © Augusto Sisa

Casa elevadas con pilares en Nueva Venecia, Colombia © Augusto Sisa

La mayoría de los lugares como Galápagos, a menudo conocidos como pequeños estados insulares, no tienen el dinero suficiente para la mitigación y se centran por tanto, en la adaptación sostenible como forma de gestionar su futuro.

Estudio de caso: Galápagos y el cambio climático

El Parque Nacional de Galápagos y varias ONG han llevado a cabo una evaluación del impacto en la que han encontrado que las islas Galápagos serán vulnerables en el futuro al cambio climático de seis maneras distintas:

  1. Temperaturas del mar más altas.
  2. Mayor intensidad de los eventos del Niño y de la Niña (fenómenos meteorológicos más extremos).
  3. Aumento el nivel del mar.
  4. Incremento de las precipitaciones.
  5. Un océano más ácido.
  6. Una reducción de las aguas frías de la corriente conocida como surgencia que lleva nutrientes a la superficie del océano.

Anterior: Principios de la sostenibilidad – Medio ambiente, sociedad y economía

Siguiente: Principios de la sostenibilidad – Cuestionario sobre “Principios de la sostenibilidad”